Actualmente se encuentra en:

G.U.M España

Para encontrar a un minorista, selecciona tu país e idioma. Serás redirigido a la página de tu país.

  • Reino Unido
  • Bélgica
  • Alemania
  • Dinamarca
  • España
  • Finlandia
  • Francia
  • Grecia
  • Italia
  • Países Bajos
  • Polonia
  • Portugal
  • Suecia

Sangrado de las encías

Las encías sangrantes son muy comunes, pero tienen que tratarse, ya que pueden ser un primer indicio de gingivitis o enfermedad de las encías. 

Sangrado de las encías

¿Tus encías a veces sangran un poco cuando te cepillas los dientes o utilizas hilo dental?

Si tienes encías inflamadas, rojas o sangrantes de forma persistente, es importante tomar medidas. Ya que esto puede ser un indicio de gingivitis, la forma más suave de enfermedad de las encías.

Pero no te preocupes: normalmente resulta fácil y sencillo tratar la gingivitis.

¿Cómo puedo evitar el sangrado de las encías?

Para mantener sanas tus encías, tienes que cuidar correctamente tus dientes y encías cada día. Esto significa cepillarte y utilizar hilo dental a diario y asegurarte de limpiar todas las zonas de la boca. No solo la superficie de los dientes, sino también los espacios entre ellos y debajo de la línea de las encías.

Asegúrate también de visitar al dentista dos veces al año, ya que este podrá detectar cualquier primer indicio de gingivitis.

¿Qué debería hacer si me sangran las encías?

Si te sangran las encías, ¡no te asustes! Lo mejor es pedir cita con tu dentista, quien te ayudará a encontrar la mejor solución para ti.

Mientras tanto, continúa con tu rutina diaria de higiene bucal. No dejes de cepillarte ni de limpiar entre los dientes con hilo dental, palillos o cepillos interdentales. Si el cepillado te resulta molesto, puedes intentar utilizar un cepillo de dientes ultrasuave.